Blogia
Murcialiberal

Provincialidad

Provincialidad

Hay una diferencia clara entre los progres militantes, -que no suelen salirse del rebaño y que cuentan con perros que ladran a quien cometa el tremendo error de contradecir las consignas marcadas-, y los que nos consideramos liberales que, atendiendo a nuestra inquietud intelectual, solemos discrepar entre nosotros en infinidad de temas, y a veces no saben de que manera. Es la línea que nos une frente a los que anteponen el kolectivo al individuo. He leído el artículo de hoy de Pablo Molina en La Razón, como todos los Jueves. También lo hice con un artículo de Martínez Abarca hace unos días en los que ambos defienden la creación de la pronvincia de Cartagena. En esta ocasión no coincido con ellos.

En esta ex-nación en la que se encuentra transferida hasta la indecencia, en pleno siglo XXI en el que las comunicaciones han mejorado una barbaridad, donde padecemos una burocracia asfixiante que birla una cantidad importante del presupuesto público, donde te encuentras con la administración hasta cuando entras en el salón de tu casa, no encuentro las ventajas de la segregación provincial de la comarca de Cartagena. Quizás, en otro tiempo, que el poder público se acercara al ciudadano podía estar justificado, ya que para conocer de primera mano los problemas de la gente o se estaba de cuerpo presente o bien te enterabas de los problemas cuando éstos ya se había resuelto por inacción, claro. Por eso, no estoy de acuerdo ni con las segregaciones en los municipios, ni con las particiones regionales, y mucho menos con los movimientos nacionalistas xenófobos que su único leiv motiv es el trocear Expaña para beneficio propio, el invadirse de burócratas y de vividores del erario público (se ve que nunca he entendido a Huerta de Soto y su regionalismo, o mas bien sus ciudades estado).

Se argumenta la necesidad de ganar peso político en Madrid para asegurarse futuras inversiones; beneficiarse un poco mas del pastel presupuestario en manos ahora mismo de los pijoprogres nacionalistas "históricos". Al ser una Comunidad Autónoma biprovincial ganaríamos diputados en Madrid y se supone que el coñazo sería de mayor calibre. Siempre, claro está, que lo que mandemos para allá se dediquen a defender nuestros intereses y no los del partido a los que representan. Para mi tienen al final mas éxito aquellas regiones que no han contado con el favoritismo y la subvención estatal que aquellas que si lo han "gozado". Y me explico. La inventiva para desarrollarse sin la ayuda del Estado se multiplica, se aprovechan oportunidades, no se vaguea intelectualmente, se crea un clima de superación, de unión ante la adversidad, se agudiza la imaginación, como lo estamos viendo en Madrid, Murcia o Valencia. Al final el verdadero peso político se consigue gracias a la modernidad y desarrollo obtenido. Murcia tendrá mas peso conforme vaya creciendo económicamente y lo está consiguiendo a pesar del ninguneo del poder central. Murcia está imparable como está y creo que no le va a detener nadie.

Quizás esté equivocado, pero es lo que pienso actualmente. Tampoco voy a hacer de ésto una bandera. Es probable que si me lo argumentan de otra forma lo pueda ver con otra perspectiva. Pero, por ahora, encuentro mas peso en la parte de la balanza que se inclina por dejar las cosas como están, que empezar a meternos en los terrenos escabrosos de cambios territoriales. Sobre todo por tal y como está el panorama nacional.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres