Blogia
Murcialiberal

Prohibido: Golosinas

Yo no se dónde han estado metidos durante toda mi infancia los sesudos estudiosos y políticos chusqueros que se siguen anotando subvención tras subvención para seguir tratándonos como idiotas y poco responsables, sobretodo ante la educación de nuestros hijos. Yo sería el típico caso de persona extraordinaria que ha llegado a la treintena de forma inexplicable, según ellos, con innumerables problemas de salud por mi inadecuada dieta infantil. Cada vez que sale una noticia de éstas me acuerdo del famoso mail que circula por ahí sobre el milagro de la longevidad de las generaciones precedentes y su inexplicable salto de la niñez a la adolescencia y de ahí a la madurez del individuo. Ayer se anunció por parte de la Consejera en funciones de Sanidad de la Comunidad Autónoma de Murcia, Teresa Herranz para ponerle nombre y apellido, el proyecto pionero en toda Europa que consiste en la prohibición (dále con la palabrita) de la venta en centros no universitarios de todo tipo de alimentos hipercalóricos por los altos índices de obesidad infantil que se están dando. Creo que ha recibido palmaditas en la espalda por parte de todas las comunidades, incluída la europea, que le han considerado como una revolucionaria y un modelo a seguir por el extraordinario trabajo de seguir tratando a los padres de familia como auténticos gilipollas. Recuerdo mis ingestas de golosinas con lo que sobraba del bocadillo que gentilmente me vendía Joaquín, mi cantinero favorito. El problema venía cuando llegaba a casa, ya que a lo mejor me calzaban una hostia si me dejaba algo en el plato, por lo que al día siguiente me lo pensaba mucho antes de comprar algo que se saliera de los índices autorizados de consumo calórico por día. Me imagino el tráfico de las mismas en los patios de los colegios. Les vamos a convertir en traficantes antes de tiempo. No sé como cotizará un bollicao en el mercado negro, ni un chicle de clorofila en el recreo. Lo que si me parece es que estamos con una pasividad pasmosa, viéndo todo ésto como algo normal, cuando todos los días te están quitando, poco a poco, las responsabilidades que te pertenecen.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

2 comentarios

Marinto -

Efectivamente. A Joaquín habrá que disecarlo para que las generaciones futuras lo vean en los museos con un cartel en la parte de abajo que ponga: Cantinero

guiye -

maristas?
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres